Teléfono móvil y consola a la vez


Las compañías de terminales móviles buscan una y otra vez nuevos diseños, nuevas funcionalidades, nuevos servicios de los que carezcan sus competidores. Esta vez es Sony Ericsson la que está preparando un nuevo teléfono móvil que funcione a la vez como consola de videojuegos. Se trataría de un smartphone en el que también cabría la posibilidad de jugar a la PSP, la consola portátil de PlayStation. En principio, incluiría la última versión del sistema desarrollado por Google para teléfonos móviles, el Android Gingerbread. El dispositivo dispondría de un teclado deslizante con los clásicos controles de una PlayStation y se ofrecerían nuevos juegos en la tienda de Android, la Android Market.

La consomóvil, movilsola o PSMóvil (PSM, quizá) tendría una pantalla táctil y una parte deslizante donde se ubicaría, en vez del teclado QWERTY, los controles de juego analógicos y los botones de la PSP de toda la vida. Algunos expertos apuntan a que el teléfono formaría parte de la serie Xperia, dispondría de una pantalla WVGA de entre 3,7 y 4,1 pulgadas, una cámara de 5 megapíxeles y funcionaría con un procesador Snapdragon a 1 GHz.

Esta alianza entre Sony y Google puede ser una estrategia para competir con la tienda de aplicaciones (que incluye juegos) de Apple, la App Store, una tienda con un catálogo de juegos cada vez mayor que está teniendo un gran éxito en todo el mundo. Habrá que esperar, eso sí, además de al desarrollo definitivo del terminal, al lanzamiento de la nueva versión de Android, que sería la 3.0. Quizá haya también alguna sorpresa en lo que a nuevas funcionalidades para los juegos se refiere, como la posibilidad de juegos en 3D o juegos con realidad aumentada.

Algunas fuentes prevén la salida de este nuevo móvil-consola para el próximo otoño. Sin embargo, otras fuentes vaticinan que no se lanzará al mercado hasta que la nueva versión del sistema operativo de Google esté preparada, lo que podría suponer más tiempo.

El smartphone BlackBerry más delgado y ligero con teclado QWERTY completo


El smartphone BlackBerry Curve 8900 es incluye teclado QWERTY en un dispositivo ligerísimo. Sus dimensiones son 109 x 60 x 13,5 mm y sólo pesa 109,9 gramos. Aunque de reducidas dimensiones, ofrece una pantalla LCD TFT de alta resolución de 480 x 360 píxeles y con más de 65.000 colores para ver con todo lujo de detalles vídeo, imágenes, texto, mapas y cualquier archivo de imagen en tiempo real con la máxima definición y en cualquier lugar. El tamaño de la pantalla es de 2,44 pulgadas. El smartphone BlackBerry Curve 8900 es un dispositivo elegante y fácil de utilizar que proporciona funcionalidad y fiabilidad.

Este pequeño pero gran smartphone lleva incorporada una cámara de 3,2 megapíxeles con autoenfoque, estabilización de la imagen, flash, zoom digital y espejo para autorretrato, y que permite también grabar en vídeo. Además, permite la conexión mediante Wi-Fi y mediante Bluetooth 2.0 (en el que se pueden conectar auriculares y manos libres, entre otros dispositivos). Incluye GPS con la aplicación BlackBerry Maps, un reproductor multimedia mejorado, la posibilidad de leer el correo electrónico, navegador de Internet, organizador, agenda, envío y recepción de mensajes SMS y MMS y, si es el caso, acceso a datos corporativos. Para muchos, es la mejor opción si se quiere (y muchas empresas lo desean para sus empleados) una mensajería y un gestor de correo electrónico fiable, rápido y faćil de usar.

El teclado QWERTY tiene diversas funciones que facilitan el manejo del dispositivo. Es retroiluminado, para poder usarlo en condiciones de luz escasa. En la parte frontal posee una rueda de desplazamiento, así como la tecla ESC a la derecha y la tecla para Menú a la izquierda. Ofrece algunas teclas para funciones específicas: envío, finalización, silencio, bloqueo, marcación por voz (que es personalizable por el usuario), cámara de 2 etapas (también personalizable), volumen y zoom de dos aumentos.

La batería, de litio 1400 mAhr, extraíble y recargable, promete una duración en conversación de 5,5 horas y de 15 días en espera.