¿Para qué necesitaremos Google Glass?

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


Hemos hablado mucho aquí de uno de los inventos del momento, las famosas Google Glass, el dispositivo revolucionario que está a punto de ponerse a la venta.

Pero, aunque hemos repasado todas sus características, aún no hemos hablado en concreto de para qué servirán. Y es una buena pregunta: ¿Para qué las necesitamos? A continuación, la respuesta a esta pregunta clave y un repaso a detractores y defensores del dispositivo. De momento, la imagen de portada vale más que mil palabras.

Los 1.500 dólares de precio inicial deben estar justificados si Google quiere vender su producto a las masas. Realidad aumentada, conexión con la nube, reconocimiento facial… este aparato tiene tantas bondades como maldades.

En primer lugar, existe un problema clave que aún no ha sido aclarado: la cuestión de la privacidad. Y en esto Google tiene un historial oscuro. Como sabemos, las Google Glass recopilarán datos muchas veces indeseados (pues serán como nuestros ojos, vaya). Nick Pickles de Big Brother Watch lo explica bien:

¿La gente puede ahora escoger si lleva las Google Glass, pero las gafas le han pedido permiso a ellos para ser controlados? No piense, ni por un segundo, que usted está en control de los datos de sus Glass. Usted no es más que un conductor para la recolección de datos.

Interesante cuestión que suscita desconfianza. Google está a nuestro servicio, o quizá es al reves: ¿Estamos nosotros al servicio de Google?

Hay más gente que está en contra de las Google Glass. Por ejemplo, el colectivo Stop the Cyborg. Este colectivo piensa que las gafas serán un conducto de videovigilancia y que el reconocimiento facial será una forma moderna de marcar a los individuos que capture su cámara. y esto no gusta a nadie.

Ventajas de Google Glass

Sin embargo, el reconocimiento facial también tiene sus ventajas: se ha diseñado una herramienta que ayudará a los médicos a identificar y conocer las dolencias en el historial de un paciente al momento. La aplicación se llama MadRef for Glass.

Y también hay voces a favor de Google Glass. Thad Starnet, del instituto de Tecnología de Georgia, cree que el gadget será una tecnología muy cercana:

Un dispositivo de este tipo con una interfaz bien diseñada puede ayudar al usuario a prestar atención al mundo real en lugar de tener que retirarse de ella a mirar el ordenador o la pantalla del móvil. Al contar con una interfaz que tarda menos de dos segundos en acceder a la información, podremos reducir el tiempo ente la intención y la acción.

Y las opiniones ambiguas tampoco faltan. Por ejemplo Jolie O’Dell, periodista especializado en Venture Beat:

Como propietaria de las Glass, veo que puede ser muy útil para médicos, ingenieros mecánicos o trabajos de campo. Pero para nosotros, el dispositivo solo sirven para parecer muy frikis (….) para hacernos menos conscientes del mundo que nos rodea, y nos dejan más desconectados que nunca de la gente real que nos encontramos todos los días.

En definitiva, hay opiniones tanto favorables como negativas. ¿Vosotros qué opináis? ¿Tenéis pensado comprar unas Google Glass?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *