La nueva generación de pantallas OLED


Las pantallas OLED, caracterizadas por su flexibilidad al doblarse con facilidad, son actualmente uno de los mayores retos que muchas empresas tecnológicas quieren conseguir amoldar a sus necesidades. Como ya sabemos la ciencia avanza con mucha rapidez y lo que hoy fue novedad mañana estará obsoleto, por lo que los entendidos en la materia prometen darle a la tecnología OLED una mayor utilidad probando su capacidad dúctil haciéndola más elástica.

Recordemos que esta tecnología hasta hace poco solamente podía doblarse y no estirarse, pero una Universidad en Estados Unidos por medio de varios estudios realizados en sus laboratorios presentó a los medios de prensa parte de sus experimentos consiguiendo poder estirar y no solo doblar las pantallas OLED dándole a este sistema un sinfín de nuevos usos.

Sus creadores dicen que aun faltan detalles, pero que ya encontraron uno de los principios básicos para la mejora de los experimentos. Esta mejora se centra en un electrodo que les pudiera dar mayor elasticidad sin problema de que este se rompiera. Sin duda un gran reto para estos científicos y para las aplicaciones que se podrán desarrollar en ella. Con un porcentaje que llega casi a la mitad de la maleabilidad que se le puede dar a estas pantallas midiendo su tamaño normal y comparándolo con lo que llega a estirarse, este es realmente un gran avance.

Podremos decir entonces que estamos ante una de las mayores investigaciones y descubrimientos que servirán no solo para el uso cotidiano sino para todas aquellas instituciones o centros de tecnología que deseen aplicar y perfeccionar este nuevo descubrimiento en la elasticidad de las pantallas OLED.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *