Récord de beneficios de Samsung


El año 2010 puede considerarse el año en el que los smartphones han llegado a todo el mundo. De todos los nuevos modelos de este mercado tan competitivo, ¿cuál es el mejor?, ¿cuál es el que tiene un mejor diseño?, ¿cuál las mejores prestaciones? Cada usuario tiene su opinión y siempre será subjetiva. Pero las cifras no engañan: Samsung se ha coronado en 2010 como el rey de los teléfonos inteligentes.

La empresa surcoreana Samsung obtuvo, en 2010, un beneficio neto de 16,15 billones de wones (más de 10.000 millones de euros), lo que supone un aumento del 65% respecto al año anterior. Sin duda, el extraordinario comportamiento en las ventas de su modelo Galaxy S ha sido el principal culpable de este récord histórico de beneficios.

Desde junio de 2010 las ventas del Galaxy han subido como la espuma, colocando a Samsung como segundo fabricante de móviles por producción del mundo, después de la marca sueca Nokia y antes que LG. Sus ingresos por ventas aumentaron un 13% respecto a 2009, hasta llegar a una marca récord: 154 billones de wones (más de 100.000 millones de euros). En todo caso, hay que señalar que, por beneficios, la primera marca es Apple, gracias sobre todo al éxito de ventas del nuevo iPhone, aun con todos los problemas y críticas que ha recibido.

Pero Samsung Electronics fabrica muchos dispositivos además de los smartphones y los móviles, desde componentes electrónicos hasta todo tipo de electrodomésticos para el hogar. Es la primera empresa por volumen de su país y su valor representa la quinta parte del Producto Interior Bruto (PIB) de Corea del Sur. Es, en pocas palabras, un gigante de la tecnología.

Su tableta, la Galaxy Tab, también está teniendo un gran comportamiento en los mercados, pues ha vendido 1,5 millones de unidades hasta diciembre de 2010. A pesar de estos buenos datos, parece que sus modelos están condenados a ser los segundones del que, cada vez más, es su máximo competidor: Apple. Aunque, poco a poco, y sobre todo desde que usa el sistema Android de Google, le está comiendo el terreno tanto en Estados Unidos y Europa como en Japón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *