Google llama a la acción: la internet libre está en juego

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


Internet se les está yendo de las manos. Eso es lo que parecen pensar las grandes corporaciones y los gobiernos más poderosos del mundo. No pueden controlar la red porque es incontrolable. Pero lo intentan. Sin embargo, hay que reconocer que hay otras grandes empresas, más modernas, más recientes, más tecnológicas, no están dispuestas a que eso ocurra. Google es una de esas compañías que no quiere que internet se controle, se censure.

A primeros de diciembre, entre el día 3 y el 14, se celebrará una reunión en Dubai en la que los grandes poderes fácticos quieren decidir cómo será la red en el futuro. Sin contar con nadie más, sin contar con los usuarios o empresas que pueden tener una ideología diferente a la suya.

Google es una de esas empresas que quiere una internet libre, como ha sido hasta ahora. Por ello, llama a la movilización. Porque en esa reunión es justo que se oiga la voz de los usuarios. Así, Google ha creado un sitio web para que esos usuarios puedan dar su opinión al respecto de una forma sencilla.

Es la respuesta de Google (y ojalá la de muchos internautas) para contrarrestar la inquietante Conferencia Mundial de Telecomunicaciones de la UIT (Unión Internacional de Telecomunicaciones), un organismo dependiente de la ONU.

La reunión contará con representantes de los Gobiernos de todo el mundo. Dicen que lo que quieren es cambiar un tratado de comunicaciones que ya tiene décadas de antigüedad. Pero, es una reunión a puerta cerrada. Por ello, Google cree que algunos Gobiernos pueden aprovechar la reunión para regular el uso de internet.

Gobiernos con miedo a una democracia más participativa

Algunos Gobiernos, según Google, pueden tener como objetivo permitir que los Gobiernos censuren información en la red o, incluso, impedir el acceso a internet. Existen, además, otras propuestas que pretenden que servicios como YouTube, Facebook y Skype paguen nuevas tarifas para llegar a usuarios de otros países. Pero no es una cuestión económica. Es censura: la información no llegaría a los países en vías de desarrollo y sus democracias se resentirían.

En la UIT sólo están representados los Gobiernos y, algunos de estos Gobiernos no están a favor de la libertad y la independencia de la red. Ingenieros, empresas y usuarios no están representados en esta organización. Además, las propuestas y la conferencia de la UIT son confidenciales. ¿Por qué ese secretismo?

El Parlamento Europeo acaba de aprobar una resolución que condena el próximo intento de la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT) de asegurarse el control a través de internet. Así mismo, ha dado instrucciones para que sus 27 Estados miembros actúen en consecuencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *